Yoga Seniors (tercera edad)

El Yoga no tiene edad

El yoga es una fuente de rejuvenecimiento: su práctica ayuda a mantener la flexibilidad y la vitalidad propias de la juventud y, además, ayuda a abrazar la vida con más serenidad.

Pese a que parezca una actividad únicamente destinada a personas flexibles y muy en forma, el yoga ofrece muchos beneficios particularmente útiles en las personas mayores. Y no sólo se trata de ventajas a nivel físico, ya que es una práctica holística que ejercita todos los aspectos del cuerpo y la mente. Gracias a los estiramientos y los ejercicios de control de la respiración, se deshacen todas las tensiones y se induce un estado de calma y serenidad, que aporta un gran bienestar emocional.

Con el paso de los años la musculatura se atrofia, los ligamentos se endurecen, las articulaciones pierden movilidad, la circulación se obstruye y pueden aparecer alteraciones del sistema nervioso y digestivo. La práctica de yoga ayuda a mantener la musculatura y hace los tendones y ligamentos más fuertes y flexibles. Por otra parte, a través de las presiones y de las inversiones se mejora y se revitaliza todo el sistema circulatorio. Muchas de las posturas que se hacen durante una sesión ayudan a estimular los órganos internos.

El yoga es una de las llamadas actividades dulces que se practican lentamente. Se adapta a las características de cada una, porque cada postura se puede trabajar en diferentes niveles de intensidad y adaptar a las necesidades de cada persona.

La práctica del yoga previene el deterioro y el envejecimiento prematuro del aparato locomotor y mantiene la espina dorsal y las articulaciones más flexibles. Además, las posturas son aptas para personas de cualquier edad. Si hay alguna contraindicación, las posturas siempre se pueden adaptar.

Con el yoga aprenderás a respirar correctamente y relajarte, lo que te ayudará a combatir el insomnio, la fatiga y la depresión. También activarás la circulación sanguínea, fortalecerás los músculos, en especial los de la espalda, y reducirás las tensiones en los hombros, cervicales y lumbares. En definitiva, te ayudará a aumentar la vitalidad y la sensación de bienestar físico y emocional.

Reserva tu plaza en las clases

Para inscribirte en las clases de Yoga Seniors (tercera edad) usa el siguiente formulario.